ACEITES, PRESIÓN, FLUIDOS EN UNA SOLA APLICACIÓN

Donde hay un pistón hay un sello. Para que el sistema funcione de la mejor manera, la junta debe tener una alta resistencia al desgaste, una elasticidad considerable y, sobre todo, un bajo coeficiente de fricción. En resumen, la industria hidráulica y neumática exige lo mejor de un sello.

En el campo de la hidráulica y la neumática en general, los sellos deben tener características que puedan garantizar un sellado óptimo.

Las juntas deben ser elásticas, anti-aplastantes, antiabrasivas, autolubricantes, adecuadas para altas y bajas temperaturas, con buena resistencia mecánica y excepcional resistencia a la deformación.

Entornos difíciles, alto rendimiento

Los aceites, las altas presiones y las cargas mecánicas, junto con los nuevos fluidos ecológicos, plantean necesidades inesperadas que pueden requerir, además de soluciones estandarizadas, soluciones personalizadas. ETTER está a su disposición para analizar las aplicaciones individuales.

Español